Porque en la variedad está el gusto, les traemos una historia bestial y sofisticada. Imagínense un mundo como el de Zootopia pero mucho más perturbador y con alguna que otra pelea feroz y hasta un retrato adulto del sexo.

En un mundo de animales antropomórficos donde todas las especies conviven pacíficamente, se mantiene cierta tensión entre herbívoros y carnívoros. Mientras los primeros tienen un miedo natural por los segundos y hacen su mayor esfuerzo por parecer fuertes, estos últimos sienten la presión social sobre ellos a la vez que se esmeran por mantener sus instintos salvajes a raya. Para esto, tienen un montón de leyes y reglas de convivencia (entre ellas, la prohibición de comer carne) que mantienen un tenso pacto entre especies.

La Academia Cherryton es una de las secundarias más prestigiosas de la ciudad, hasta que un día, una alpaca macho aparece devorada, despertando el horror y la desconfianza entre el alumnado. Mientras la mayoría sospecha de Legoshi, un lobo gris enorme y de porte amenazador, él lidia con la pérdida de su amigo y compañero del club de teatro, ya que se trata de uno de los alumnos más pacíficos, taciturnos y de buen corazón de la academia.

Tratando de descubrir la verdad del horrible crimen, Legoshi abre los ojos ante un mundo mucho más complicado de lo que pensaba, y donde tendrá que aprender a lidiar no sólo con los prejuicios y las tensiones interespecies, sino también con su propia bestia interior y con su inexorable paso a la adultez, sobre todo después de unos encontronazos con Rouis, estrella del club de teatro que le insiste al lobo que no reprima su bestia interior, y cuando conozca a Hal, una conejita vivaz y promiscua que despertará varios instintos contradictorios dentro de sí.

Esta obra nace de la mente y la muñeca de la joven y talentosísima Paru Itagaki, que tras amagar con el concepto en su manga unitario Beast Complex, desarrolló en Beastars un mundo rico y complejo donde abundan no sólo las metáforas sobre nuestra propia sociedad, sino una exploración profundísima sobre cómo funcionaría un mundo en el que la vida cotidiana está adaptada para incluir desde el ratón más diminuto hasta inmensos elefantes sin que nadie palme en el camino. Desde su lanzamiento en 2016 este manga no para de cosechar galardones en cuanto premio se conozca y unas ventas colosales que llevó a varios tomos a estar entre los más vendidos en su semana de lanzamiento.

La serie cuenta también con una adaptación al anime emitida en Netflix.

La edición argentina es en tomos dobles en formato B6 con sobrecubierta. Es decir un poco más grandes y del doble de páginas que los originales. Cada tomo equivale a dos de los japoneses, e incluirá el contenido íntegro de ambos, cuyos extras no sólo presentan más a fondo a los personajes sino que se incluyen datos sobre cultura, geografía, gastronomía, educación sexual y hasta política sobre el riquísimo mundo de Beastars.

BEASTARS 01

$895
BEASTARS 01 $895

 

Porque en la variedad está el gusto, les traemos una historia bestial y sofisticada. Imagínense un mundo como el de Zootopia pero mucho más perturbador y con alguna que otra pelea feroz y hasta un retrato adulto del sexo.

En un mundo de animales antropomórficos donde todas las especies conviven pacíficamente, se mantiene cierta tensión entre herbívoros y carnívoros. Mientras los primeros tienen un miedo natural por los segundos y hacen su mayor esfuerzo por parecer fuertes, estos últimos sienten la presión social sobre ellos a la vez que se esmeran por mantener sus instintos salvajes a raya. Para esto, tienen un montón de leyes y reglas de convivencia (entre ellas, la prohibición de comer carne) que mantienen un tenso pacto entre especies.

La Academia Cherryton es una de las secundarias más prestigiosas de la ciudad, hasta que un día, una alpaca macho aparece devorada, despertando el horror y la desconfianza entre el alumnado. Mientras la mayoría sospecha de Legoshi, un lobo gris enorme y de porte amenazador, él lidia con la pérdida de su amigo y compañero del club de teatro, ya que se trata de uno de los alumnos más pacíficos, taciturnos y de buen corazón de la academia.

Tratando de descubrir la verdad del horrible crimen, Legoshi abre los ojos ante un mundo mucho más complicado de lo que pensaba, y donde tendrá que aprender a lidiar no sólo con los prejuicios y las tensiones interespecies, sino también con su propia bestia interior y con su inexorable paso a la adultez, sobre todo después de unos encontronazos con Rouis, estrella del club de teatro que le insiste al lobo que no reprima su bestia interior, y cuando conozca a Hal, una conejita vivaz y promiscua que despertará varios instintos contradictorios dentro de sí.

Esta obra nace de la mente y la muñeca de la joven y talentosísima Paru Itagaki, que tras amagar con el concepto en su manga unitario Beast Complex, desarrolló en Beastars un mundo rico y complejo donde abundan no sólo las metáforas sobre nuestra propia sociedad, sino una exploración profundísima sobre cómo funcionaría un mundo en el que la vida cotidiana está adaptada para incluir desde el ratón más diminuto hasta inmensos elefantes sin que nadie palme en el camino. Desde su lanzamiento en 2016 este manga no para de cosechar galardones en cuanto premio se conozca y unas ventas colosales que llevó a varios tomos a estar entre los más vendidos en su semana de lanzamiento.

La serie cuenta también con una adaptación al anime emitida en Netflix.

La edición argentina es en tomos dobles en formato B6 con sobrecubierta. Es decir un poco más grandes y del doble de páginas que los originales. Cada tomo equivale a dos de los japoneses, e incluirá el contenido íntegro de ambos, cuyos extras no sólo presentan más a fondo a los personajes sino que se incluyen datos sobre cultura, geografía, gastronomía, educación sexual y hasta política sobre el riquísimo mundo de Beastars.